Medidas contra el alcohol al volante

  • El 11% de las muertes en accidente en Europa fueron por alcohol

En contra de lo que pueda parecer, España no está entre los primeros países de Europa en consumo de alcohol. El top 10, según un estudio de la Organización Mundial de la Salud (OMS), lo ocupan Lituania, Bélgica, Austria, Bulgaria, Francia, Luxemburgo, Alemania, Irlanda, Polonia y Reino Unido. Nuestro país se sitúa en la mitad de la tabla, superando a Italia y Hungría y, eso sí, por encima de la media europea.

Jesús Román, nutricionista y presidente de la Fundación Alimento Saludable, considera que, en nuestro país, una práctica muy ligada a la cultura mediterránea da preferencia a las bebidas fermentadas como el vino (18%) y la cerveza (54% de los casos).

Consumo de alcoho el jóvenes

Aunque, advierte Román, la ingesta de alcohol destilado (28%) está creciendo, en especial entre los jóvenes españoles, un fenómeno común en todo el continente. La OMS estima que entre chicos y chicas de 15 a 19 años, el mayor consumo de alcohol se registró en Europa en 2016, un 44% de menores. En particular los menores “no deben consumir alcohol, ya que su organismo y personalidad no están totalmente desarrollados”, dice Pilar Campos, subdirectora General de Promoción de la Salud, en el Ministerio de Sanidad. Además de consecuencias para la salud, el riesgo de sufrir un accidente de tráfico se triplica en tasas muy bajas de concentración de alcohol en sangre (entre 0,15 y 0,5 g/l).

El Consejo Europeo de Seguridad en el Transporte (ETSC) está llevando a cabo su particular cruzada contra el alcohol al volante en Europa, y ha elaborado un informe que parte de la premisa de que si todos los conductores europeos hubieran circulado sobrios en 2018, se podrían haber salvado 5.000 personas.

Registro de datos 

25.150 personas murieron en este año, en 2018, en un siniestro vial. Alrededor de 2.654 fueron a causa del alcohol (un 11%). Sin embargo, esta cifra podría ser superior , puesto que, y este es uno de los principales problemas, el registro de datos no es igual en todos los países. Solo Austria, Chipre, Alemania, Dinamarca, Francia, Croacia, Portugal, Polonia y Suiza realizan la prueba de alcohol a todos los implicados en accidentes de tráfico. En España, por ejemplo, la prueba de aliento se realiza –siempre que lo permita el estado del conductor– a ciclistas y conductores de vehículos. Pero cuando las pruebas se realizan en hospitales, los datos no siempre son comunicados a la policía debido a la protección de datos. En Irlanda se aplica a todos, salvo a peatones. En Serbia, hasta 2016, esta información no se registraba. Y en la actualidad es el oficial de policía quien determina si el alcohol fue o no causa determinante en un accidente.

Tasa cero

Por si esto no fuera suficiente, no todos los países aplican los mismo límites de concentración de alcohol en sangre. Esto supone que un peatón muerto por un conductor con 0,3 g/l de alcohol se considera muerte por conducir en estado de embriaguez en Polonia, donde el límite de concentración legal es 0,2 g/l para todos los conductores, pero no en Francia, donde el límite es 0,5 g/l. Recordemos que en España la tasa es de 0,3 g/l para noveles y profesionales y de 0,5 g/l para el resto de conductores. El ETSC recomienda que todos los países adopten una tasa cero, es decir, hasta un máximo de 0,2 g/l. Solo nueve cumplen con esta medida: República Checa, Hungría, Rumanía, Eslovaquia, Estonia, Polonia, Suecia, Noruega y Serbia.


Un fenómeno español

Europa es el continente donde más cerveza se consume del mundo. Los mayores consumidores viven en República Checa (casi 140 litros por persona), Austria y Alemania (que superan los 100). Los españoles (48 litros por personas) estamos entre los que menos. En cambio hay algo en lo que somos únicos: somos los mayores consumidores y productores de cerveza “sin” del mundo.

Más mujeres que hombres

Dos de cada tres jóvenes de 14 a 18 años ha bebido alcohol en los últimos 30 días, según la encuesta ESTUDES. El 22% ha experimentado alguna borrachera en este período y el 32% ha realizado un consumo “en atracón” o intensivo (lo que se conoce como “hacer botellón”). Y, a pesar de que en el consumo general de alcohol, los hombres beben cuatro veces más que las mujeres, en esta franja de edad, el 68% de las chicas afirmaron haber bebido, frente al 66% de los chicos.

Alcohol en España

El Observatorio Nacional de Seguridad Vial de la DGT (ONSV) ha realizado un estudio sobre Violencia Vial en el que detectó en 2017 que el 11% del total de accidentes de tráfico (2.796) y un 30% de fallecidos (326) se atribuyen al alcohol. De estos fallecidos, un 38% fueron terceros y un 27% tenían una concentración de alcohol en sangre muy alta (más de 1,2 g/l). “Son pocos, pero beben mucho y hacen mucho daño”, resume Álvaro Gómez, director del ONSV. Antonio Alonso, Director Nacional del Instituto de Toxicología y Ciencias Forenses, corrobora que 142 conductores de un total de 535 fallecidos en 2018 en accidente de tráfico a los que se les realizó la autopsia, dieron positivo. “El 71% con una tasa muy alta, igual o superior a 1,2 g/l”, asegura Alonso.

El extraño caso británico

Reino Unido, exceptuando Escocia con una tasa de 0,5 g/l, tiene la tasa de alcoholemia permitida más alta de la UE, 0,8 g/l, y de las cifras más bajas de fallecidos por millón de habitantes. Su secreto está en que aplica sanciones durísimas. La primera vez que un conductor es detectado con más alcohol del permitido puede llegar a pagar 4.500 euros de multa y podrá perder de 3 a 11 puntos del permiso (casi sin puntos solo en la primera sanción). Pero, no es todo. Además, tanto la compañía con la que tenga contratado su seguro del coche como la empresa que le tenga en nómina tendrán conocimiento de la multa, lo que podría repercutir en la prima del seguro o en su situación laboral. Y si fuera sorprendido una segunda vez en los siguientes 10 años sería considerado reincidente (no dentro de los tres siguientes años, como ocurre en España). En este caso, se le retira el permiso hasta 3 años y no podrá recuperarlo sin pasar un examen médico.

FUENTE: revista.dgt.es

Señales verticales, la principal dificultad para obtener el teórico

señal1
  • “Las señales verticales son las que más problemas provocan dada su gran variedad y las especificaciones que hay que conocer de cada una de ellas”, Fernando Solas, PONS Seguridad Vial.

FUENTE: revista.dgt.es

3 de cada 10 conductores van mal calzados

  • Más del 80% de los conductores son conscientes del peligro que representa conducir con un calzado inadecuado

Medio millón de conductores conducen descalzos en muchas ocasiones y unos 800.000 dicen ponerse al volante habitualmente calzando chanclas, según el informe sobre uso del calzado durante la conducción elaborado por Real Automóvil Club de España (RACE), que incluye una encuesta a más de mil conductores. 

“Conducir con un calzado no adecuado es uno de los grandes riesgos a la hora de ponerse al volante, y es una conducta que aumenta considerablemente en las vacaciones, ya que son muchos los conductores tentados a desplazarse en chanclas e incluso descalzos en los trayectos cortos de verano”, afirman los autores de este informe. 

Chanclas, desclazos, tacones…

Más de un 30% de los encuestados afirman haber conducido en alguna ocasión con un calzado inadecuado (chanclas, botas de montaña, tacones altos, descalzos…)

Destaca además que un 3% de los conductores encuestados reconoce conducir con chanclas en muchas o bastantes ocasiones, y que un 2% afirma conducir descalzos habitualmente.

Asimismo, un 7% reconoce haber conducido alguna vez sin ningún tipo de protección en el pie (descalzos), poniendo así en riesgo su seguridad y la del resto de usuarios de la vía.

En el caso de las mujeres, los zapatos con plataformas (38%) y los tacones (36%) ocupan las primeras posiciones.

El estudio también desvela que la gran mayoría de los conductores son conscientes del peligro que representa conducir con un calzado inadecuado, y la mayoría (83%) piensa que es posible que le pongan una multa por hacerlo.

Multas por conducir sin el calzado adecuado

En nuestro Reglamento General de Circulación (RGC) no existen normas específicas sobre el calzado en la conducción, y no es sancionable en sí misma la conducción con un tipo de calzado concreto (chanclas, por ejemplo),

Pero si un agente de la autoridad entiende que dicho calzado afecta a la seguridad en la conducción (no permite manejar  bien los pedales, por ejemplo) esta conducta puede ser sancionable, con una cuantía de hasta 80 euros. 

Son varios los artículos del RGC que se refiereren a la obligación del conductor de garantizarse libertad de movimientos en el vehículo y evitar interferencias en una conducción segura: 

– Artículo 3.1: hace referencia al modo de conducción, con la diligencia y precaución necesarias para evitar todo daño, propio o ajeno.

– Artículo 18.1: hace referencia a la obligación del conductor de mantener su propia libertad de movimientos, el campo necesario de visión y la atención permanente a la conducción; y debe mantener la posición adecuada.

– Artículo 17.1: establece que los conductores deben estar en todo momento en condiciones de controlar su vehículo.


Al volante, calzado ‘anti-riesgos’

El Real Automóvil Club de España (RACE) aconseja utilizar un calzado adecuado durante la conducción para evitar cualquier riesgo de accidente, con estas cinco recomendaciones generales para todos los conductores:

1. Utilizar siempre un calzado que vaya bien sujeto al pie mientras conduce, lo que permite transmitir correctamente la fuerza a los pedales y evita que se resbale.

2. Un calzado adecuado es aquel que:

– no resbale de los pedales

– proporcione una buena adherencia entre el pie y los pedales

– no tenga elementos susceptibles de engancharse en los revestimientos del vehículo

– no sea demasiado grande ni demasiado pesado, de modo que no se pisen dos pedales al mismo tiempo de forma accidental.

3. Existen productos etiquetados por los fabricantes como particularmente adecuados para conducir (suelas antideslizantes, cordones ajustados o auto cierre, materiales flexibles, etc.).

4. No debe aplicarse demasiada fuerza para no engancharse en los revestimientos del vehículo, o bien pisar dos pedales a la vez.

5. Si va a necesitar un calzado específico que no es el más adecuado para conducir, como por ejemplo chanclas, tacones altos o botas de montaña, llévelo en una bolsa en el maletero, nunca en el habitáculo, y conduzca con un calzado más idóneo para la conducción.

FUENTE: revista.dgt.es

Incendios: ¡Ojo con las colillas!

  • El 3% de los incendios tiene su origen a colillas abandonadas o arrojadas desde automóviles en marcha, según datos del Ministerio de Medio Ambiente

Llega el calor y con él se incrementa el riesgo de incendios forestales. Según datos del Ministerio de Transición Ecológica y Reto Demográfico (Miteco), el 80% de los fuegos fueron intencionados o fruto de algún tipo de negligencia o accidente. El 3% de los incendios forestales tienen su origen último en colillas de cigarrillos abandonadas o arrojadas desde alguno de los millones de vehículos que circulan en esta época del año. Pese al descenso del número de fumadores y a la concienciación de la población sobre los incendios, aún sigue siendo uno de los graves peligros para bosques y campos. Hasta el punto en que esta conducta (arrojar objetos desde los coches en marcha, incluidas colillas de cigarrillos) está castigada con multa de 200 euros y la retirada de 4 puntos del permiso de conducir.

Arrojar basura a las cunetas

Con su campaña “Tirar basuraleza en la carretera nunca lleva a un buen lugar“, el proyecto LIBERA, de SEO/BirdLife en alianza con Ecoembes y el apoyo de la DGT, recuerda la importancia de no abandonar basura en las cunetas de las carreteras durante los desplazamientos de este verano. Según un estudio sobre el abandono de residuos en cunetas en EEUU realizado en 2009 (con una muestra de casi 10.000 personas), más del 90% corresponde a restos de pequeño tamaño: 10 centímetros o menos. Esto se debe a que la mayor parte son colillas de cigarro (38%), papel (22%) y plástico (19%). Este estudio identifica como fuente principal de estos residuos: los propios usuarios de las vías de transporte: conductores (en un 53%) y peatones (23%). Sin embargo, existen otros factores como pérdida de cargas en camiones, coches y camionetas, así como elementos desprendidos de los propios vehículos y pérdidas de aceite de motor.

Riesgo de incendio

Australian bushfires: eucalyptus tree leaves became brown after survival in extremely heat of bushfire and those evergreen plants look like autumn trees in a middle of the summer.

El fuego es uno de los peligros provocados por los desechos en cunetas: las colillas mal apagadas suponen un riesgo directo de incendio, y los restos de cristales pueden acumular la luz en un punto, provocando un “efecto lupa” que inicie el fuego.

El mejor ejemplo lo tenemos en el incendio del túnel de MontBlanc que tuvo lugar en 1999. En él murieron 39 personas y el túnel permaneció cerrado durante 3 años tras el incidente, con un coste de 150 millones de dólares en reparaciones y más de 800 millones de pérdidas económicas. El origen fue el incendio de un camión debido a una colilla arrojada desde otro vehículo, que prendió el filtro de aire.

En España, las colillas de cigarro mal apagadas se encuentran detrás del 3,25% de los incendios forestales que se dieron en España entre 2004 y 2013, según Reforesta.


Razones por las que se te puede quemar el coche

 El portal de compraventa de vehículos OcasionPlus.com analiza las causas más comunes de los incendios de vehículos:

  • Mal estado de la instalación eléctrica. Es la más común. El fallo en el sistema del cableado produce sobrecargas y por tanto, calentamiento en determinadas zonas, que puede llegar a inflamar los materiales combustibles (plásticos, filtros, aislantes, etc.).

  • También suponen un gran peligro una batería en mal estado (por corrosión, fuga de ácidos, bornes en mal estado o mal apretados que provocan chispas), o los encendedores y los distintos conectores y cargadores (muchos de ellos de dudosa calidad) que proliferan en el interior de nuestros coches.

  • Fugas y pérdidas de los distintos fluidos. En verano, con las altas temperaturas se produce una mayor presencia de gases por evaporación en caso de pérdidas o fugas, por lo que bastará una pequeña chispa para que se genere el fuego. No sólo es inflamable el combustible (más en el caso de la gasolina que el diésel), sino también algunos fluidos hidráulicos (como el líquido de dirección), así como el aceite motor.

  • Motor sobrecalentado. Cuando un motor se sobrecalienta puede hacer que el aceite o el líquido refrigerante también se eleve hasta temperaturas peligrosas y comience a derramarse fuera de sus áreas de circulación llegando hasta el sistema de escape u otras partes donde pueden encenderse fácilmente.

  • Carga peligrosa. Al margen del mantenimiento del vehículo, los elementos que se transportan en él son una fuente no despreciable de incendios. Por ejemplo, bidones de plástico con combustible u otros líquidos inflamables. También se debe prestar atención a todos los elementos que transportamos y puedan producir efecto lupa bajo el sol del verano como gafas de ver, binoculares, botellas de agua que pueden concentrar el calor del sol en un punto del interior del vehículo e iniciar una combustión.

  • Defecto de fabricación. Algunos fallos de fabricantes de coches provocan que se inicie un incendio en el automóvil. Citaremos tres bastante famosos que se produjeron en tres marcas de vehículos premium alemanas: la válvula EGR, los fusibles defectuosos y el líquido de dirección inflamable, ya solucionadas en la actualidad.


Aparcar en sitios indebidos

El conjunto de componentes que forman el sistema del escape del coche alcanza temperaturas superiores a los 200ºC. El contacto con algún elemento que arda fácilmente, como la hierba seca, puede provocar fuego.



Mejor prevenir

El 95% de los incendios en coches se deben a un mal mantenimiento, por lo que la principal prevención pasa por la puesta a punto y el sentido común. Adquirir un vehículo de segunda mano con garantías, tener el máximo cuidado al transportar mercancías inflamables y revisar las posibles fugas así como acudir al taller si se percibe algún olor de fluidos son tres claves fundamentales.

Con respecto al estacionamiento del coche, se debe intentar aparcar a la sombra y vigilar que no se deja nada en el interior del vehículo que resulte peligroso a los 60 grados que puede alcanzar el interior de un coche al sol.

FUENTE: revista.dgt.es

Caminar de manera segura

Person wearing blue jeans walking down yellow line of road

¿Qué se entiende por peatón?

Según el diccionario de la Real Academia Española (RAE), un peatón es “una persona que va a pie por una vía pública”. Sin embargo, la DGT la amplia y también considera peatones “a los que empujan cualquier otro vehículo sin motor de pequeñas dimensiones o las personas con movilidad reducida que circulan al paso con una silla de ruedas (con motor o sin él)”.

Normas generales de circulación

Normas generales de circulación que todo peatón debe cumplir y que la DGT recuerda:

  • Los peatones tienen que circular por los lugares reservados para ellos y no hacerlo por los prohibidos (por ejemplo, autopistas y autovías).
  • En ciudad, a ser posible, han de utilizar el centro de las aceras, alejándose tanto del bordillo –para no ser atropellados por un vehículo– como de los edificios –por su hubiese entradas o salidas de garajes–.
  • Si una calle no tuviese acera o existiese algún obstáculo, se circulará lo más pegado posible a la pared y, a ser posible, de cara al tráfico.
  • Se ha de prestar especial atención a los niños, quienes deben ir siempre de la mano de los adultos y jugar en espacios seguros y alejados de la calzada.
  • Asimismo, los peatones no pueden llevar animales sueltos. De lo contrario, podrían crear situaciones de peligro para el resto de usuarios de la vía pública.
  • Y los peatones sólo están autorizados a invadir la calzada para cruzarla.

¿Cómo se debe cruzar una calle?

Ya que nos hemos referido a la invasión de la calzada, se trata de una acción que comporta un riesgo. Por dicho motivo, es muy importante elegir siempre el sitio más seguro para cruzarla, preferiblemente un paso regulado por marcas viales, semáforos o agentes del tráfico. Y de no existir, se habrá de seleccionar un lugar con buena visibilidad.

En cualquier caso, antes de cruzar una calle nos pararemos junto al bordillo, miraremos a izquierda y derecha para asegurarnos de que no existe ningún peligro y finalmente cruzaremos la calzada en línea recta, lo más rápido posible pero sin correr.

En los cruces regulados por semáforos hay que esperar a que la silueta del peatón esté en verde para poder cruzar la calzada. Y se debe apresurar la marcha si comienza a parpadear. Ojo: aunque tengamos prioridad, conviene no cruzar hasta comprobar que los vehículos se han detenido.

Igualmente, tendremos prioridad en los pasos de peatones. Pero ello no significa que un conductor vaya a detenerse cuando iniciemos el cruce. Es aconsejable hacer una señal a los conductores con la mano para advertirles de nuestra intención y cruzar solamente cuando los vehículos se hayan parado.

Por su presencia, el paso que transmite más confianza y seguridad es el regulado por un agente de tráfico. En este caso, sus indicaciones prevalecen sobre otras. Por ejemplo: si la silueta del peatón de un semáforo está en color rojo pero el agente nos indica que podemos cruzar la calzada, seguiremos sus instrucciones.

Fuera de poblado

on a very sunny day in june in south germany you see seniority lady together with bycicle rider in cloister park

Todos estos consejos nos serán de mucha utilidad en ciudad. Pero, ¿cómo debemos actuar si decidimos estirar las piernas y darnos una buena caminata por carretera? Se trata de un hábito muy saludable. Pero si deseamos circular fuera de poblado con un mínimo de seguridad, es preciso tener en cuenta las siguientes recomendaciones:

  • Solamente se transitará por carreteras en las que no exista una prohibición expresa.
  • Por lo general, en este tipo de vías se ha de circular por la izquierda para ver de frente a los vehículos que se acerquen.
  • Y de existir, se caminará por el arcén. De no ser así, se utilizará la parte de la calzada más pegada al borde. En cualquier caso, si son varias las personas que circulan tendrán que ir una detrás de otra (en fila india).
  • Tal y como sucede en ciudad, las carreteras han de cruzarse por lugares seguros y extremando las precauciones. Deben elegirse tramos con visibilidad y evitarse las curvas y los rasantes.
  • Ya que nos hemos referido a la visibilidad, utilizar prendas como chalecos reflectantes nos ayudará a ser más visibles para los conductores.
  • Y tanto en ciudad como en carretera, es esencial olvidarse del teléfono móvil y de escuchar música o la radio con auriculares, ya que su uso, al distraernos, nos aísla del tráfico y nos convierte en peatones más vulnerables aún.

Conductores: consejos para evitar atropellos

Pero que suframos un atropello no depende sólo de nosotros. Lógicamente, los conductores tienen mucho que ver. El exceso de velocidad, hablar por el teléfono móvil, ir pensando en otras cosas… Son varios los motivos que pueden provocarlo. Cuando dejemos de ser peatones y nos convirtamos en conductores, es esencial que consideremos estos consejos:

  • En primer lugar, debemos respetar los límites de velocidad. En el post “Velocidad excesiva: ¿cómo influye en la conducción?” Fundación Mapfre explica qué consecuencias puede tener un atropello en función de la velocidad a la que se circule.
  • Especialmente, vigilaremos la velocidad y extremaremos las precauciones al aproximarnos a pasos de peatones, paradas de autobús, colegios, parques infantiles, calles comerciales, etc.
  • Ya lo hemos comentado: el manejo del teléfono móvil (sin manos libres) o del navegador es muy peligroso. Y, además, está prohibido.
  • En ocasiones, los peatones pasan entre los vehículos estacionados para cruzar la calle. Al circular al lado de estos últimos hay que estar especialmente atentos, porque podrían irrumpir en la calzada sin esperarlo. 
  • Y lo mismo sucede si estamos aparcados. Al dar marcha atrás miraremos por los espejos retrovisores para asegurarnos de que no hay un peatón pasando por detrás de nuestro vehículo.
  • Seamos respetuosos y no aparquemos encima de una acera. Al ocuparla, obligaremos a los peatones a utilizar la calzada.
  • Y en carretera, moderaremos la velocidad si hay un vehículo averiado en el arcén. En cualquier momento podría aparecer alguno de sus ocupantes en la calzada, con el consiguiente riesgo de atropello.

FUENTE: revista.dgt.es

29.000 denuncias por exceso de velocidad, la mayoría en convencionales

Blurred car driving fast on raod, city of San Sebastian

Durante los siete días de campaña de vigilancia y control de la velocidad realizada por la Dirección General de Tráfico entre el 6 y 12 de julio, los agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil han establecidos 2.544 puntos de control de velocidad y han controlado a 550.267 vehículos, 164.853 vehículos más que en la campaña del año anterior.

Del total de vehículos controlados, 28.969 conductores resultaron infractores, y denunciados por exceso de velocidad. Al 27% de ellos (7.951) se les notificó la denuncia en el momento al ser parados e informados por los agentes de tráfico.

El 5,8% de los vehículos controlados en carreteras convencionales han sido denunciados por exceso de velocidad y al 4,5% de los controlados en vías de alta capacidad (autovía y autopista).

7 de los conductores denunciados incurrieron en un delito contra la seguridad vial y fueron puestos a disposición judicial por exceder en más de 80 km la velocidad permitida en la vía, según se recoge en el Código Penal.

Debido al alto porcentaje de accidentes que se producen en las carreteras convencionales (las que disponen de un solo carril en cada sentido), se han reforzado los controles en este tipo de vía tanto con radares estáticos como dinámicos. El 61% de las infracciones se han detectado en vías convencionales y travesías.

Además en estas vías, cuando los controles se han realizado con el radar embarcado en el vehículo y circulando, la velocidad media a la que circulaban los conductores denunciados fue de 111 km/h, lo que supone 21 km por encima del límite genérico permitido en las vías convencionales.

Normativa

La Ley de Seguridad Vial y el Reglamento General de la Circulación, fija la normativa aplicable a los límites genéricos y específicos de velocidad, velocidad en adelantamiento y distancias entre vehículos.

El incumplimiento de estas normas está tipificado como infracción grave o muy grave, sancionadas con multas de 100 a 600 euros, tal y como se recoge en la siguiente tabla:

Además, el artículo 379 del Código Penal, estipula que “el que condujere un vehículo de motor o un ciclomotor a velocidad superior en sesenta kilómetros por hora en vía urbana o en ochenta kilómetros por hora en vía interurbana a la permitida reglamentariamente, será castigado con la pena de prisión de tres a seis meses o a la de multa de seis a doce meses o trabajos en beneficio de la comunidad de treinta y uno a noventa días, y, en cualquier caso, a la de privación del derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores por tiempo superior a uno y hasta cuatro años”.

Además, el sistema de Permiso por Puntos contempla la pérdida entre 2 y 6 puntos por este tipo de infracción dependiendo del exceso de velocidad cometido.


Prudencia al volante

A las puertas de otro fin de semana, la Dirección General de Tráfico recuerda la importancia del cumplir las normas de tráfico. Gestos tan sencillos como llevar puesto el cinturón de seguridad, no coger el coche si se ha bebido alcohol o consumido otro tipo de drogas; respetar los límites de velocidad y poner el móvil en modo coche cuando se va conduciendo son gestos que pueden evitar siniestros, muchos de ellos de consecuencias letales.

FUENTE: revista.dgt.es

Atropello de animales: máximo riesgo

atropello-animales-pasafotos

  • A 80 km/h se podría detener el vehículo con seguridad, a 100 km/h no dará tiempo

Un oso por las calles de Ventanueva (Asturias). Un corzo correteando por el centro de Valladolid. Cabras en una plaza de Chinchilla, en Albacete. Jabalíes en calles de Barcelona o Madrid. La fauna silvestre ha recolonizado zonas urbanas durante estos meses de confinamiento. Carlos Pulido, jefe local de Tráfico de Lanzarote, ingeniero de Montes y autor del informe “Accidentes producidos por la presencia de animales de gran tamaño en la calzada”, no cree que cause mayores problemas en zonas urbanas, una vez retomemos la actividad, pero sí en zonas rurales, donde puede producirse un incremento de la siniestralidad por atropello: “Son muchos meses sin apenas circulación de vehículos y se han acostumbrado a campar libremente por todo el territorio”.

A esta situación se suma que durante los últimos dos años se ha producido un incremento de atropellos a jabalí (un 47% más). Según un informe del Centro de Estudios Ponle Freno-Axa, que ha analizado datos recogidos entre el 1 de noviembre de 2017 y el 31 de octubre de 2019, el jabalí ha duplicado ahora su diferencia respecto al perro y al corzo, que ocupan el segundo y tercer puesto, respectivamente. Galicia es la Comunidad Autónoma con mayor número de accidentes con jabalíes, y donde más han aumentado (un 67% más).

Muy peligroso

El RACE ha realizado una investigación en profundidad de este tipo de accidentes analizando los producidos entre 2015 y 2018; realizando una encuesta a más de 1.300 conductores y una prueba de impacto para mostrar las consecuencias .

Ante la inminencia del atropello a un animal podemos: chocar frontalmente contra él o esquivarlo. Para Jorge Castellanos, jefe de Seguridad Vial Institucional del RACE lo instintivo es intentar evitar el atropello contra un ser vivo. Pero esta reacción puede provocar “una invasión del carril contrario y un choque frontal contra otro vehículo; una salida de vía, con la posibilidad de impactar contra objetos rígidos, como árboles o rocas; o un vuelco”. Al preguntar a los conductores sobre el tipo de percance sufrido debido a la presencia de un animal en la vía, la encuesta del RACE mostró que en un 73% de las ocasiones se realizó una frenada de emergencia, en un 50% un volantazo y en un 24% se llegó a invadir el carril contrario. La mejor forma de actuar, aunque es una situación muy complicada, es “intentar no dar un volantazo, mantenerse en el carril sin hacer movimientos bruscos y frenar a fondo para llegar al impacto a la menor velocidad posible”.

Qué debemos hacer

Existen dos peligros cuando encontramos un animal: intentar esquivarlo mediante un volantazo o chocar directamente contra él. ¿Qué debemos hacer? En esta infografía se lo explicamos.


Volcó al esquivar un perro

Ana Barrio tuvo un accidente hace 12 años cuando, al circular por autovía, esquivó a un perro que caminaba hacia ella por el centro de la calzada. Perdió el control del vehículo al dar un volantazo y una vuelta de campana. Viajaba con su hijo de 7 meses. Por suerte no circulaba a 120 km/h, sino a 90. Se rompió el codo por varios sitios, tuvieron que operarla tres veces y someterse a una rehabilitación de 9 meses. Su bebé resultó ileso. Recuerda, que al ser atendida en la ambulancia no hacía más que repetir “qué mala suerte, qué mala suerte” y el enfermero le contestó “mala suerte ninguna, al contrario, su hijo se ha salvado porque estaba bien colocado en su sillita con el cinturón”. Recuperó la movilidad del brazo a pesar de las primeras impresiones de los médicos. En cambio sí ha sufrido lesiones psicológicas. “Echo en falta que en un primer momento no me atendieran psicológicamente, solo físicamente. Al mandarme a casa tuve pesadillas con animales y atropellos y no he podido volver a conducir por autovía”. Ni siquiera es capaz de controlar el pánico cuando viaja de copiloto.

 

FUENTE: revista.dgt.es

Necesito un nuevo permiso de circulación de mi coche, ¿cómo lo solicito?

Permiso-circulacion-DETALLE

  • Se puede solicitar un nuevo permiso de circulación a través de Internet, en las Jefaturas y en algunos Ayuntamientos

 

FUENTE: Revista DGT

DGT: APP OFICIAL – El permiso en el móvil… y mucho más

Automatic parking concept

La app miDGT –que ya ha tenido más de un millón de descargas–, en una primera fase, solo permite acceder a la documentación disponible en la Dirección General de Tráfico (DGT), recibir avisos, noticias y actualizar los datos del contacto. Así, permite acceder a los permisos de conducción disponibles –y éstos serán válidos a efecto de tráfico–, al saldo de puntos actualizado, a los datos de los vehículos de los que se es propietario, distintivos ambientales, fecha de ITV… y recibir avisos respecto a estos datos.

En el futuro, avisos

Durante una segunda etapa se irá añadiendo, de forma progresiva, la posibilidad de realizar los trámites que se realizan en jefaturas o vía internet, como pago de tasas para realizar trámites, el aviso y pago de multas, la obtención del informe del vehículo, la identificación del conductor en caso de sanción, determinación del conductor habitual y la consulta de las notas de exámenes.
De hecho, ya se pueden cambiar los datos del permiso a través de la app.

En la tercera fase, se incluirá la matriculación y transferencia (venta de segunda mano) de vehículos a través de miDGT. En un futuro, la DGT quiere estudiar cómo hacer llegar a los usuarios solo los mensajes que les sean relevantes. Así, por ejemplo, no sólo avisarle de cuándo caduca su permiso para su renovación, sino, incluso, de información relevante por su ubicación –por ejemplo, dónde se encuentra la ITV o jefatura de tráfico más cercana–.


¡Cuidado con las imitaciones!

En el mercadose publicitan otras aplicaciones con parecidas funciones. En realidad son webs que solicitan los datos del usuario –la app de la DGT no los solicita– y, con ellos, consultan la web de la DGT para facilitar esos datos a su usuario. Estas app no oficiales presentan dos desventajas: primero, que se pueden monetizar introduciendo publicidad al usuario y la segunda, y más grave, es que el usuario está cediéndole sus datos que podrían ser utilizados para otros fines.
Para garantizar que la aplicación descargada es la oficial, busque siempre el logotipo “miDGT” y asegúreses de que el desarrollador es la propia Dirección General de Tráfico. Con ello evitará la publicidad y se asegura de que sus datos están en poder de la Administración, que cumple estrictos controles de seguridad en la custodia y cesión de los mismos.

 

FUENTE: revista.dgt.es

Ayudas para el pago del permiso de conducir de coche y camión

Captura

  • Hasta el 31 de julio los jóvenes de Galicia podrán solicitar las ayudas para el pago del permiso de conducir tipo B o tipo C, esto es, de turismo o camión, respectivamente. El Diario Oficial de Galicia (DOG) publica esta línea de ayudas que forman parte del Plan Estratégico de Juventud de la Xunta de Galicia.

La Xunta de Galicia, con la finalidad de mejorar la autonomía, movilidad y empleabilidad de la gente joven, pone en marcha esta orden que cuenta con un presupuesto total de más de 761.000 euros. Así, para la obtención del permiso de conducción de clase B, de turismo, el importe de la ayuda será de 400 euros, y de 650 euros para lo de clase C, el de camión.

Se estima que esta medida beneficiará a más de 1500 jóvenes. A las personas beneficiarias se les hará un anticipo del 80% de la ayuda, si así lo solicitan, una vez que tengan notificada la concesión de la aportación económica. Hace falta señalar que el plazo de solicitud podría finalizar con anterioridad en caso de que se agote el crédito presupuestario disponible.

Las personas interesadas en solicitar esta ayuda deberán tener más de 18 años, estar empadronadas en la Comunidad Autónoma desde hace un año e inscritas en el Sistema Nacional de Garantía Juvenil y figurar como beneficiarias en el ámbito de la Comunidad Autónoma de Galicia. También tienen que estar matriculadas en una autoescuela de Galicia en el momento de presentar la solicitud o bien haber obtenido el permiso entre el 1 de enero y la fecha de la presentación.

Las solicitudes pueden presentarse  por vía electrónica a través del formulario disponible en la sede electrónica de la Xunta de Galicia, o de manera presencial en cualquiera registro oficial de la administración.

garantiajuvenil

1 of 12
12345